Momentos clave en que debes cambiar tus cerraduras

Una cerradura de calidad puede durar décadas, pero hay situaciones en las que puede ser conveniente instalar nuevas cerraduras. Si una cerradura no funciona bien, o tiene mal aspecto, es importante cambiar la cerradura para mantener la casa segura.

Pero hoy vamos a centrarnos en otras situaciones y momentos clave en las que también deberías pensar en reemplazar tus cerraduras.

Momentos clave en que debes cambiar tus cerraduras

Cuando te mudas a una nueva casa

Por razones de seguridad, siempre debe instalar cerraduras nuevas cuando te mudes a una nueva casa. Es posible que los anteriores propietarios tengan duplicados de las llaves, por no hablar de las llaves que pueden haber dado a sus amigos, hijos u otras personas en su vida.

Si la casa estuvo en el mercado durante un tiempo, es probable que muchas personas tengan una copia de las llaves. Eso incluye a los agentes inmobiliarios, los contratistas y cualquier otra persona que haya accedido a la vivienda durante ese tiempo.

Ten en cuenta que, si eres un inquilino, generalmente necesitas el permiso de casero para poner nuevas cerraduras. Además, si te permiten poner nuevas cerraduras, es posible que te pidan entregar una llave a tu arrendador.

Una casa sola por mucho tiempo

Las cerraduras pueden dañarse o debilitarse con el uso, pero también cuando son poco usadas. Si una casa ha pasado mucho tiempo sola, sin ocupación, cambiar las cerraduras puede evitarte problemas y costosas emergencias.

Luego de despedir al personal doméstico

Si ha despedido recientemente a personal doméstico como niñeras, amas de llaves u otros, también debería pensar en poner nuevas cerraduras. Esto es especialmente importante si no recibiste la copia de llaves de vuelta.

Y es aún más importante si sospechas que ese individuo robó en el pasado o si se fue en malos términos.

Al reparar cerraduras dañadas

Normalmente llamamos cerradura a todo el conjunto, pero en la mayoría de las puertas la parte que acepta la llave (el bombín) puede ser cambiada sin reemplazar lo demás. Si realmente te gusta el aspecto de una cerradura antigua, puedes consultarle al cerrajero.

Cambiar el bombín puede solucionar problemas con cerraduras que no giran o de llaves rotas. El nuevo bombín sólo funciona con llaves nuevas y, por lo tanto, tiene el mismo efecto que cambiar completamente la cerradura.

Al actualizar a cerraduras electrónicas o biométricas

Si estás cansado de tus viejas cerraduras con llave, las nuevas cerraduras son la forma perfecta de actualizar tus accesos. Las cerraduras electrónicas permiten abrir la puerta con un código, por lo que no hay que preocuparse por la pérdida de llaves.

Si alguna vez alguien tiene un código y no quieres que pueda entrar en tu casa, sólo tienes que cambiar el código. Para una opción más personalizada, considera las cerraduras biométricas que abres con una huella digital.

Aumentar la accesibilidad

Por último, en algunos casos, puedes querer cambiar las cerraduras por motivos de salud personal como la artritis u otros problemas similares.

Si tienes pomos con cerraduras, puede cambiarlos por palancas, que son más fáciles de abrir. Del mismo modo, en el caso de los cerrojos, puedes cambiar a cilindros con giro de pulgar. Basta con un pequeño movimiento para asegurar la puerta.